fbpx

Lata de anchoas

14,00

Plato pequeño de cerámica diseñado a partir de una lata de anchoas.

Una de mis piezas de cerámica más polivalentes, ya que sirve para un roto y para un descosido; Tanto te sirve para poner esas mismas anchoas que traía el envase original, como para cualquier otra cosa de picar, para las salsas, dejar el jabón en el lavabo, para los pendientes en la mesilla de noche, para unas velas..

Imita fielmente la forma de la lata de anchoas y sus pequeñas dimensiones, para que, además, te quepa en cualquier parte.

Ahora puedes tener en tu casa, donde quieras, como quieras y para siempre, ya que, a diferencia de la lata de conservas de usar y tirar, esta pieza es de cerámica de alta calidad y, por ello, duradera.

La colección NO PLASTIC recoge diseños de envases y packaging de un solo uso en algo permanente y único.

Todas las piezas están elaboradas lenta y cuidadosamente en mi taller. Al ser un producto totalmente artesanal, las fotos mostradas en la web pueden diferir ligeramente del modelo que llegará a tu casa.

Materiales

Loza blanca con acabado brillante.

Dimensiones

10 cm. x 5,5 cm. x 2,5 cm.

Loza blanca con acabado brillante.
10 cm. x 5,5 cm. x 2,5 cm.
Esta pequeña lata de conservas puede ser tan polifacética como los productos que suele albergar en su versión original. La puedes usar para presentar en la mesa los alimentos que contenía la lata metálica. También puede ser una salsera, una original jabonera, un platito en el que dejar tus abalorios una vez que llega la noche, o hasta un cenicero, destino para muchos recipientes pequeños que se encuentran a mano.
Puede ser usada en microondas y lavavajillas, aunque es preferible que sea lavada a mano. Con un fuerte contraste de temperatura, el esmalte puede generar alguna pequeña fisura, craquelando la superficie. Eso no hace que la pieza se debilite o pueda romper, es sólo una descompensación entre el esmalte y el soporte cerámico.
La loza usada es pasta Europa cocida a 1.045ºC en primer fuego y esmaltada con esmalte transparente brillo NS-20 apto para uso culinario a 980ºC en segundo fuego. Los materiales cerámicos proceden de Manises, Valencia.

Relacionados